miércoles, 15 de abril de 2009

Santos Laguna: del infierno a la gloriaAunque en el Clausura 2007 el club sufrió la pesadilla de pelear para mantenerse en Primera, hoy celebra un tercer campeonato en el máximo circuito
function abriramigo(variable,v1,v2,v3) { window.open(variable +'='+v1+'&p_tabla='+v2+'&p_cabza='+v3,'nota'+1,'toolbar=no,location=no,directories=no,status=no,menubar=no,scrollbars=yes,resizable=yes,copyhistory=no,width=500,height=400,top=50,left=115');}

- A A A +
Compartir:
Impiden acceso al estadio Azul para ver la final 20:15
Los diez puntos de la final Santos-Cruz Azul 20:05
Santos... ¡Campeón! 19:12
Juan Antonio DávalosEl UniversalCiudad de MéxicoDomingo 01 de junio de 200821:05 En menos de un año, Santos fue del infierno a la gloria. El torneo de Clausura 2007 fue una pesadilla para el equipo de la Comarca Lagunera que tuvo que luchar por mantenerse en la Primera División Nacional.
Fue en el último partido ante Cruz Azul cuando logró quedarse en el máximo circuito, luego de pegarle 2-0 en el estadio Corona, victoria que se combinó con un descalabro del Querétaro ante el Atlas, que mandó a los Gallos Blancos al circuito de ascenso.
Fueron momentos difíciles para la institución. Una campaña anterior, la directiva tuvo que prescindir de los servicios del técnico Wilson Graniolatti por los malos resultados y darle la oportunidad a Daniel Guzmán.
La modificación en el banquillo funcionó ya que no sólo se mantuvo en Primera División en abril del 2007, también accedieron a la Liguilla, instancia en la que fueron eliminados por Pachuca de cuartos de final.
Ahora, el cuadro de la Comarca tocó la gloria. Fue el segundo mejor equipo de la campaña regular del Clausura 2008 con 31 puntos por 33 de Guadalajara.
Se convirtió en el cuadro con más goles a favor (44) y finalizó como la sexta mejor defensiva (25).
La clave para tener dichos números fue que se le dio continuidad a la mayoría de los jugadores, y sólo se incorporó a Fernando Arce, quien se convirtió en pieza fundamental de la actual Liguilla.
En 12 meses, Santos se convirtió de un equipo que peleaba por abandonar los últimos lugares de la tabla porcentual, en el mejor del futbol mexicano.
rcr

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada